martes, 11 de marzo de 2008

La imagen de la semana es...


VAMOS UN PASITO MÁS ALLÁ...
SEGURO QUE ADIVINAÍS QUE OBRA ES, QUIÉN LA PINTÓ , CUÁNDO Y DÓNDE...

PERO...
¿ QUÉ ALEGORÍA SE REPRESENTA, QUÉ HISTORIA SE CUENTA EN ESTA PINTURA...?


Y, POR FIN,...
¿QUÉ RASGOS OBSERVAÍS EN LA IMAGEN TÍPICOS DEL AUTOR ?


leed, leed los comentarios de vuestras compañeras. Excelente trabajo que en breve publicaremos...



5 comentarios:

Débora dijo...

Es la Verdad y la Compunción de Botticelli, su última producción mitológica. En realidad es solamente la parte izquierda del cuadro “La Calumnia de Apeles”. Fue realizada al temple sobre madera en 1495, cuando se estaban produciendo transformaciones y crisis importantes en Florencia a finales del Quattrocento, final de siglo que conllevaba la tensión y el miedo ante la llegada del fin del mundo que gritaban los predicadores. Botticelli presenta a un buen número de personajes en el interior de un palacete típicamente renacentista, con una arquería en el fondo en la que se aprecian las bóvedas de casetones decorados con diversas escenas que se repiten en el friso. Vamos a ver la descripción del cuadro: en la zona de la izquierda encontramos una figura femenina desnuda que se cubre el sexo con su larga cabellera y con la mano izquierda; se trata de la Verdad, que eleva su brazo derecho al cielo invocando a los dioses para que reparen esa injusticia. Junto a ella está una anciana oculta bajo negros ropajes; es la Compunción que dirige su mirada hacia la desnuda Verdad. En el grupo principal aparecen diversos personajes: un hombre joven es la Víctima arrastrada por el suelo, desnuda porque no tiene nada que ocultar y en actitud implorante para que se ponga fin a esa situación; la Calumnia le agarra por el pelo, llevando en su mano izquierda una antorcha en relación a la manera de extenderse la calumnia, como el humo del fuego; dos bellas jóvenes trenzan los cabellos de la Calumnia con una blanca cinta: la Impostura y la Perfidia, inseparables compañeras de la Calumnia, que bajo su apariencia dulce y serena destrozan a la Víctima. Un hombre vestido de oscuro cierra el grupo, agarrando con su mano derecha a la Calumnia; se trata del Odio, que mira al Rey de manera acusadora y le señala. En la zona de la derecha está el Rey, con orejas de burro en su elevado trono, escuchando los consejos de la Ignorancia y la Sospecha, tendiendo su mano al Odio.
Todos los personajes están representados soberbiamente, destacando el carácter escultórico con que han sido tratados por Botticelli, ajustando sus ropajes para resaltar su anatomía. La sensación de movimiento, las referencias a la Antigüedad en la arquitectura y las expresiones de las figuras hacen de esta obra una de las más atractivas del catálogo del artista, dentro de un marcado carácter renacentista.
El nombre por el que conocemos esta pequeña tabla viene determinado por una acusación por envidia del pintor griego Antifilos a su colega Apeles. Se le acusaba de provocar una revuelta contra el rey egipcio Ptolomeo IV por lo que fue encarcelado, obteniendo la libertad cuando un auténtico líder de la rebelión manifestó la inocencia del pintor. El rey rehabilitó a Apeles y le concedió a Antifilos como esclavo, realizando el artista una obra en referencia a su caso. La historia se conoce gracias al poeta Luciano, realizando Botticelli una nueva versión del asunto.
Botticelli representa aquí expresiones melancólicas, personajes estilizados, la abundancia de líneas ondulantes en los cabellos y en las vestimentas, no plasma fondos porque los trata como un tapiz decorativo frente a la idea de profundidad tratada hasta ese momento….Para explicar el estilo de Botticelli se ha hablado de una vuelta al gótico internacional, por su emotividad y sentimentalismo.

* .MaRy. * dijo...

La imagen que vemos es La calumnia de Apeles es una obra pictórica de Sandro Botticelli realizada en 1495. Se trata de una pintura al temple sobre madera que mide 62 por 91 centímetros y que se conserva actualmente en la Galería de los Uffizi de Florencia, es del renacimiento italiano… No se ve la imagen entera solo la parte izquierda, Podemos ver la pintura entera en este enlace: http://es.wikipedia.org/wiki/Imagen:Sandro_Botticelli_021.jpg
La Calumnia es la última producción mitológica de Botticelli. Esta obra se produjo después de la caída de los Médicis, en plena época de la República.
El tema de la obra es alegórico; se basa en una descripción literaria sobre una pintura de Apeles, pintor de la antigüedad, descrita por Luciano de Samosata en uno de sus Diálogos y mencionado en el tratado de Alberti, que aludía a la falsa acusación, de la cual fue víctima Apeles, al que un rival acusaba de haber conspirado contra Tolomeo Filopator.
El análisis del cuadro: incluye diez figuras: a la derecha del espectador, el rey Midas, el Juez malo, es entronizado entre la Sospecha y la Ignorancia, representadas como mujeres de rostros crispados que están susurrándole a sus orejas de asno. El trono está sobre un podio decorado con relieves en grisalla. Ante este Juez se encuentra una figura masculina, con hábito de monje, en quien se cree ver representado el Rencor (o la Envidia o la Ira) que conduce a una joven (la Calumnia) a la que están adornando los cabellos la Envidia y el Fraude. La Calumnia, indiferente a cuanto sucede, arrastra a la víctima, un hombre prácticamente desnudo que junta las manos en ademán de pedir clemencia. A la izquierda está la Penitencia, con ropa pesada y andrajosa, que se vuelve hacia la figura que está desnuda detrás de ella. Este último personaje es la Verdad desnuda que resplandece, señalando al cielo con el dedo.
El colorido del cuadro, la luz que queda subrayada por toques de oro, es lo que confiere movimiento a la escena. Ésta se desarrolla dentro de una estancia con arquitectura clásica con arcadas que presentan esculturas que subrayan el estudio de la Antigüedad por Botticelli; en los relieves hay alusiones a la antigüeda clásica. Esta arquitectura completamente revestida de estatuas y relieves acentúa el tono dramático y agitado de la escena. En el centro del cuadro está representado David al modo de Donatello.. Detrás de esta arquitectura, el mar verdoso y un cielo liso.
Los rasgos que se observan en la imagen es que sus personajes aparecen muy estilizados, con expresiones melancólicas, las figuras parecen desplazarse flotando, Abundancia de líneas ondulantes, Los ropajes que las envuelven se agitan como movidos por la brisa. Los rostros son bellos y delicados...

~María Mahíllo~ dijo...

Se trata de La Verdad y La Compunci�n, que pertenece a la obra pict�rica "La Calumnia" pintada en 1495 al temple sobre madera, cuyo autor es Sandro Botticelli. Esta obra es la �ltima producci�n mitol�gica de Botticelli. Fue pintor italiano de la escuela de Florencia durante el Renacimiento, en la segunda mitad del Quattrocento. Dejo un enlace de un video que explica muy bien este cuadro:
http://www.artehistoria.jcyl.es/arte/videos/747.htm

Seg�n la RAE, la calumnia es una acusaci�n falsa, hecha maliciosamente para causar da�o, de forma que sus objetivos no est�n en conseguir algo para ellos o en hacerse valer por lo que no son. No, lo que pretenden es, a trav�s de las mentiras, que otra u otras personas se vean desvalorizadas, desprestigiadas. Buscan hacer da�o a otros de forma absolutamente consciente. Los porqu�s son casi infinitos, aunque en el fondo se reducen a los males cl�sicos: la envidia, la avaricia, la soberbia, la ira, la lujuria, el despecho, los celos�, en definitiva, el odio.

Esta obra la pint� al parecer, precisamente a ra�z de una acusaci�n falsa, de una calumnia: mantener relaciones homosexuales con sus disc�pulos. Se inspira en el texto de Luciano sobre la acusaci�n que hizo Antifilos a Apeles (pintor de Alejandro Magno de quien se dec�a que era el mejor del mundo, aunque lamentablemente no nos ha llegado nada de �l) de promover una revuelta contra el rey Ptolomeo IV. Antifilos tambi�n era pintor, pero de los malos, por lo que el motivo de su calumnia fue la envidia. Sin embargo, en este caso, el aut�ntico promotor de la revuelta dio la cara y exculp� a Apeles, autoinculp�ndose, con lo que el pintor qued� rehabilitado y el calumniador le fue entregado como esclavo.

En el cuadro podemos observar a una serie de personajes dentro de un precioso palacete renacentista. A la derecha aparece el rey, que luce unas peque�as orejas de burro, a las que susurran sus consejos la Ignorancia y la Sospecha, mientras el rey tiende su mano a un hombre de aspecto temible, el Odio, que agarra de la mu�eca a una joven de aspecto inocente y angelical: la Calumnia. �sta sostiene en una mano una antorcha (que recuerda la forma en la que se extienden las calumnias: como el humo que despide el fuego) y con la otra agarra del pelo a la v�ctima. Otras dos j�venes de aspecto dulce y angelical trenzan el pelo de la Calumnia: son la Perfidia y la Impostura, compa�eras inseparables, necesarias, e igual de da�inas. Las tres, bajo un aspecto sereno y hermoso, destrozan a la v�ctima que une sus manos implorando justicia o misericordia. Cierran la composici�n una anciana, la Compunci�n, sentimiento que causa el dolor ajeno, la cual contempla a una joven desnuda que se cubre el sexo con su cabello, y que est� desplazada, dejada de lado: es la Verdad.

Los rasgos m�s t�picos son el car�cter melanc�lico, cabelleras sueltas y onduladas, rostros ovalados, movimiento en las figuras..

Marta Martín dijo...

la pintura que observamos en la imagen es La Verdad y La Compunción de Sandro Botticelli perteneciente a la obra pictorica de La Calumnia realizada en el año 1495. Se trata de una pintura al temple sobre madera y que se conserva actualmente en la Galería de los Uffizi de Florencia. La obra se debe encuadrar en las transformaciones que estaba sufriendo la Florencia de fines del Quattrocento. Esta obra se produjo después de la caída de los Médicis, en plena época de la República.
El tema es alegórico; Botticelli presenta a personajes en el interior de un palacete renacentista, con una arquería en el fondo en la que apreciamos las bóvedas de casetones decorados con diversas escenas que se repiten en el friso. En la zona de la izquierda encontramos una figura desnuda que se cubre el sexo con su larga cabellera y con la mano izquierda; se trata de la Verdad, que eleva su brazo derecho al cielo como invocando a los dioses para que reparen esa injusticia: por su postura y su desnudez recuerda al Nacimiento de Venus.
Junto a ella se sitúa una anciana oculta bajo negros ropajes; es la Compunción que dirige su mirada hacia la desnuda Verdad. En el grupo principal aparecen diversos personajes: un hombre joven es la Víctima arrastrada por el suelo, desnuda porque no tiene nada que ocultar y en actitud implorante. Los diversos personajes utilizan el dedo índice extendido para transmitir la importancia de su palabra.
La sensación de movimiento, las referencias a la Antigüedad en la arquitectura y las expresiones de las figuras hacen de esta obra una de las más atractivas del catálogo del artista, dentro de un marcado carácter renacentista.
Destaca el trasfondo alegórico y moralizante, es un pintor que une como nadie la mitología clásica con la historia del cristianismo, sus cuadros que aparentemente exaltan la mitología clásica son realmente profundos estudios de la espiritualidad cristiana, siempre bajo el ideal neoplatónico. Es un pintor donde prima en él el concepto de belleza ideal que siempre buscó. La belleza para él no es la representación perfecta sino el reflejo de una idea. Su obra esta llena de una exquisita sensibilidad, de un profundo sentimiento, de una gran emoción.
Prefiere dejarse llevar por la emoción y la inspiración. Sus líneas de dibujo son delicadas en el que predomina la línea curva arabesca, como si fueran ondas que se desvanecen. Huye de la línea de arista cortante.
Trabaja con la misma intensidad lo divino que lo humano y se ha visto en él un pintor de una sutil sensualidad, sobre todo en el tratamiento de la mujer.

Javier Jiménez-Ridruejo (artecom) dijo...

Jo, cada una en su estilo y con sus aportaciones, los comentarios son bárbaros y aportan un montón de ideas... Un bravo trabajo de documentación.
Por supuesto caerá una buena nota por ello. Echo algo de menos los rasgos típicos del autor...algo citáis...quizás demasiado técnico...el gusto por la linea, el tipo de colores, la sensualidad y fineza de las figuras,...

En fin, nada, nada, un gran trabajo...

How do you say in English...?

Related Posts with Thumbnails