domingo, 26 de abril de 2009

La imagen de la semana es ...

.
Con el cambio de siglo parece que el arte evoluciona dentro de las formas barrocas hacia otros caminos, hacia otras formas de expresión pictórica.

Vemos esta obra y nos sorprende una imagen femenina, casi adolescente, delicada, muy sensual...pero no es una diosa ni una ninfa. Es una mujer. La provocativa escena hubiera sido imposible en el siglo XVII. Tiene casi una licenciosa audacia: la frescura de la primera sensualidad,la línea a veces entrecortada y confusa del paso a la sexualidad adulta.
Fíjate cómo ha cambiado laluz y el color para reforzar estos sentimientos...

Chardin, La Tour, Fragonard, Watteau, Goya, Tiépolo, Boucher, Hogarth son caras de un mismo estilo cuyo principal representante es el autor de esta obra.

¿Quién es este autor que se permite mezclar la inocencia, el candor con las más ocultas pasiones?.¿Qué sociedad puede permitir y aceptar esta visión de la vida?.

Te sorprenderás cuando bucees a la búsqueda de la respuesta.

9 comentarios:

violeta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Javier Jiménez-Ridruejo (artecom) dijo...

Jesús, Violeta, no me asustes con tu comentario...Lo borro para que otros puedan sugerir ideas pero estoy espeluznado con el tema...

Javier Jiménez-Ridruejo (artecom) dijo...

Ah, Violeta..¿Qué ocurrió en Francia para que se pueda tolerar semejante cuadro??

violeta dijo...

Se trata del reinado de Luis XV, que instaura una época de fiestas y de moral relajada. Después de tanta devoción e hipocresía, se impone la alegría de vivir, el libertinaje, los amores adúlteros, el lesbianismo o la homosexualidad sin tapujos.
El propio rey mantiene una relación adultera con Madame de Pompadour, aparte de numerosas relaciones con otras mujeres(sobre todo jovencitas). Según he leído para compensar sus carencias afectivas de la infancia, pues quedó huérfano de muy pequeño.
Es una época de auge de la aristocracia y de la burguesía enriquecida rápidamente. Abundan los especuladores y los libertinos. Así el Palais-Royal es el centro de todos los placeres, con el Regente como maestro de ceremonias.
Muchos aristócratas, en su afán de superar el lujoso modo de vida de otros, gastan su fortuna en suntuosos palacetes que decoran con precioso mobiliario. De hecho muchas de las pinturas de esta época van a parar a casas privadas o a folies.

Javier Jiménez-Ridruejo (artecom) dijo...

Guau...estoy impresionado...Genial. Te mereces una buena nota...

irene fuentes ayuso 2ºBHA dijo...

¡Javier, nueva foto, jiji! A ver si lo averiguo... El otro comentario formal sigue en pie, ¿no?

Javier Jiménez-Ridruejo (artecom) dijo...

A qué te refieres con el otro comentario formal, Irene???

irene fuentes ayuso 2ºBHA dijo...

Pues a la obra esa de Rembrandt que se llama "El pintor en su estudio", que voy haciéndolo poco a poco...
¿Ya no tiene gracia que te digamos qué obra es la imagen de la semana, no? Es que como lo has dicho esta mañana...

Javier Ridruejo dijo...

Ja, ja...Irene...El nombre de la obra es lo de menos...¿Porqué pudo hacerse esta obra en el siglo XVIII tras un XVII católico militante??

How do you say in English...?

Related Posts with Thumbnails