lunes, 28 de septiembre de 2015

¿Qué pensaba el Homo Sapiens?


.



Esta es mi respuesta a la imagen de la semana pasada.

No es fácil discernir los motivos que los hombres del paleolítico tenían para hacer representaciones pictóricas en cuevas y abrigos naturales. 
Los investigadores actuales han acudido a la paleoantropología y a la antropología comparada para intentar dar sentido a nuestras dudas. Han estudiado a las comunidades aisladas de Papua-Nueva Guinea o de la amazonia para tratar de poner luz al debate.

Y el resultado ha sido un bombazo.

Efectivamente, se ha demostrado que hay un criterio estético y de búsqueda de la belleza en la actividad artística de estos pueblos actuales aislados. Por tanto, la explicación del arte por el arte, de la belleza por la belleza es útil...pero no definitiva.

Tras analizar los resultados, hoy se cree que es muy cuestionable la explicación de la "magia empática", es decir, que las pinturas se hicieran para concitar una relación entre los deseos de las comunidades humanas de tener caza y la abundancia de animales del entorno. Cuantos más animales pintaramos y más animales tendrían para cazar. Hay cuevas que tienen bisontes, caballos o ciervos y los restos arqueológicos demuestras la escasez de esas piezas o su simple inexistencia.
Hoy en día se apuesta por una explicación "mágica" diferente, que pasa por la magia de la destrucción o la magia de la fertilidad...utilizando animales como via de expresión de esas necesidades.

La comparación nos ha llevado a la explicación mágico-totemica, es decir, a que las representaciones animales fueran totems o  figuras representativas de cada clan o tribu que habitaba cerca de la cueva o en ella. Una especie de autoafirmación de clase o de grupo, una especie de nacionalismo incipiente. Todos bajo el estandarte del bisonte o como expresaba la escritora de ficción norteamericana Jean M. Auel, del oso cavernario. 

Aunque en declive, aun en auge, la teoría del chamanismo donde un chamán o mago representa sus visiones mentales en estado de trance tienen sus adeptos y parece fiable en las comparaciones antropológicas con las tribus actuales. Embriagado o drogado, ofrece explicaciones sensoriales, mentales, psíquicas a sus congéneres ya que tiene poderes y contacto con el más allá o los dioses naturales. 

En fin, es lo que hay. Nada concluyente, en definitiva. 

Por cierto,  todos los que habéis participado habéis acertado la obra. Efectivamente, era la Cova dels Cavalls, en la zona de Valltorta, provincia de Castellón.
En este preciso caso, la explicación es más sencilla, por cuanto los hombres del mesolítico optaban por la representación de escenas y por lo tanto, son meramente descriptivas de su actividad como grupo.

Un magnífico artículo donde lo explica con bibliografía y todo...
dialnet.unirioja.es/descarga/articulo/4193609.pdf


  .

How do you say in English...?

Related Posts with Thumbnails